SUMATE

Si te interesa el contenido de este blog, registrate como seguidor, opina y sugerí temas para aportar al debate. Convertilo en tu propio espacio de opinión.
Registrate como seguidor. Estamos para compartir.

domingo, 10 de junio de 2018

CAPUTO GARANTIZÓ AL MERCADO QUE HABRÁ AJUSTE.


¿Que significa esta afirmación de un ministro clave del gobierno?
Es la respuesta de un empleado a sus patrones.


Caputo les dice a las corporaciones, -porque el mercado, que lo presentan como una entelequia, son las corporaciones que manejan los hilos cuando la política se ausenta del país-, que se queden tranquilas, que habrá ajuste, y por supuesto, ni falta hace que les aclare quienes lo van a pagar.

Ahora sí que el pueblo argentino se prepare para la pesada herencia que va a dejar este conjunto de especuladores devenidos en administradores de los dineros públicos. 

Ya no disimulan, se dirigen exclusivamente a los suyos.

Está en marcha la mayor hipoteca al futuro de los argentinos que pueda reconocer su historia. Nunca como ahora no se habla de otra cosa que no sea la especulación financiera. Nadie se preocupa por la producción, la educación, la salud. No existen objetivos sociales que no sean eliminar estado para que sea solo el mercado el que disponga. Y el mercado dispondrá como vemos, pensando en los intereses de la minoría que lo expresa.

Analicemos este tramo de las declaraciones de Caputo, junto a su jefe de Gabinete, Pablo Quirno, y el secretario de Finanzas, Santiago Bausili, "Se reunieron con agentes de Bolsa, aseguradoras y fondos comunes de inversiones, y aseguraron que los fondos –junto con los US$ 5.600 millones de financiamiento del BID, Banco Mundial y CAF– despejan cualquier incertidumbre sobre el programa económico y la situación de los mercados”

Observemos con quienes se reunieron: agentes de bolsa; aseguradoras; y fondos de inversión (en especulación financiera). 

¿Que les informaron? Que el programa económico se ve fortalecido con este préstamo con lo que se garantiza a los "mercados" la concentración no solo de la renta interna, sino de lo que produzcan en la timba los empréstitos externos que pagará el pobre pueblo argentino.

Macri y Lagarde se saludaron brevemente al cruzarse en un pasillo.
Macri vuela a Quebec por una foto con Lagarde, la misma que dijo que "los ancianos viven
mucho, y eso es un problema para la economía global: Hay que hacer algo, y ¡ya!

















"Se acabó la vida fácil" fue el comentario de uno de los inversores ante el anuncio del ministro Caputo sobre el empréstito del FMI y las condiciones que el mismo impone.

¿A quienes cree el amigo lector que se refirió el "inversor" con la expresión "...se acabó la vida fácil..."

A los trabajadores y sus salarios y derechos laborales dignos; a los jubilados con sus haberes actualizados por ley siempre por sobre la inflación; a las Pymes que florecieron en el marco de un mercado interno de consumo fuerte; a los niños con salud, educación y alimentos garantizados con la AUH; a los desocupados con sus fábricas recuperadas y sus cooperativas de trabajo. En fin, a todos aquellos a los que "...les hicieron creer que con su sueldo medio podían comprar, plasmas, celulares, ir de vacaciones y cambiar la bicicleta por la moto o la moto por el auto..."

La "vida fácil" estaba dada por la distribución de la renta que las corporaciones vinieron a concentrar. Y no tienen reparos de ninguna naturaleza. Fíjense que el propio presidente usa la cadena nacional para promocionar sus negocios. Ante el aumento descomunal de la energía, aparece en televisión aconsejando a los argentinos ahorrar. Y para ello insta a cambiar todas las lámparas comunes o bajo consumo por leds.

Hete aquí, que resulta que el consejo tiene una motivación especial. Porque se supo que la familia del presidente es la importadora de las lámparas led chinas que aquí, y ahora, se fabrican bajo licencia, por Philco, una empresa -propiedad de la famila presidencial Blanco Villegas- que había desaparecido del mercado años atrás y ahora vuelve con renovado ímpetu tras el marketing presidencial.

En síntesis, Cambiemos hace honor a su nombre, porque de ser el país más desendeudado del mundo, pasamos en dos años y medio a ser el más endeudado.

¿Cuanto nos endeudó "el mejor equipo de los últimos cincuenta años"?

Nada menos que 210 mil millones de dólares. ¿Cuanto es eso en pesos? No es fácil de entender. Algo así como cinco billones y medio de pesos.

¿Que beneficio le trajo al pueblo argentino ese endeudamiento? Ninguno. Porque se devaluó la moneda; creció la inflación; perdieron valor los salarios y los haberes jubilatorios; cayó el consumo y quebraron 6800 Pymes con el consiguiente desempleo; se desactivaron planes de inclusión y contención social como el Progresar, Procrear y Conectar Igualdad, entre otros.

Como gobiernan hombres de negocios, todo son negocios, y en ese orden, creció la especulación, la concentración de la renta y se prioriza la timba financiera por sobre la producción y la industria.

En ese marco, nos espera a los argentinos una enorme, fenomenal y pesadísima herencia cuando estos piratas abandonen el barco y  vuelvan a sus paraísos fiscales hasta la próxima oportunidad.




(Fuente www.perfil.com).

No hay comentarios:

"NO ME PREOCUPA EL GRITO DE LOS VIOLENTOS, DE LOS CORRUPTOS, DE LOS DESHONESTOS, DE LOS SIN ÉTICA. LO QUE MÁS ME PREOCUPA ES EL SILENCIO DE LOS BUENOS" Martin Luther King
"LLEGARÁ EL MOMENTO EN QUE NOS ENSARTAREMOS EL SOMBRERO HASTA LAS OREJAS FRENTA A LAS IGELSIAS, Y NOS DESCUBRIREMOS RESPETUOSAMENTE ANTE LOS BANCOS" (Comentario de don Aledo Luis Meloni sobre el veto de Angel Rozas a la Ley de descanso dominical)